¿Cómo lograr una buena comunicación en el trabajo?

La clave del éxito y la productividad está en la buena comunicación. En las oficinas la gente interactúa con compañeros de trabajo, jefes, subordinados y clientes. En la mayoría de las ocasiones además de establecer conversaciones y compartir información también damos instrucciones, recibimos ordenes o delegamos tareas. Todas estas actividades involucran a la comunicación, y para que todo funcione a la perfección es muy importante que ésta sea efectiva. A continuación te damos algunos consejos que te ayudarán a tener una buena comunicación en el trabajo.

Dile adios a la apatía y malas actitudes.

Adopta la actitud correcta

Hay ocasiones en las cuales las pláticas llegan a convertirse en discusiones y, de repente, sin darnos cuenta, lo único que nos importa es ganar el argumento. En el ámbito laboral, para que las cosas funciones hay que tener una actitud positiva y recordar que no siempre vamos a tener la razón. La clave está en escuchar los comentarios y sugerencias de los demás con el fin de aclarar la situación y resolver el problema.

 Tip: Antes de tener una reunión o junta con alguien trata de establecer objetivos que te ayudarán a ser mucho más eficiente.

No cambies de tema

¿Alguna vez te ha pasado que al estar en una junta quieres discutir un tema y al final terminas hablando de algo totalmente diferente? Éste es un problema muy común y la realidad es que en la mayoría de las oficinas las juntas no son nada productivas. Para que esto no te vuelva a pasar, antes de entrar a la junta debes definir los temas que quieres abordar y mantenerlos. No hables de problemas que pasaron hace mucho tiempo o de cosas que no vienen al caso. Si alguien quiere hablar de un tema que no está en tu lista agenda una reunión para discutirlo y no te desvíes de tu objetivo.

Habla claro y sé directo

Para que tu comunicación sea clara y directa es importante que elimines las malas palabras, el sarcasmo y las faltas de respeto. Éstas solamente harán que los mensajes se alteren y provocarán que la otra persona se ponga a la defensiva. Al expresar tus ideas y explicar cómo te sientes de una manera respetuosa y ecuánime lograrás que los demás te escuchen y tomen en cuenta tus comentarios.

Tip: Nunca hagas acusaciones ni hables de manera general, sé específico y di cómo te afecta la actitud de la otra persona de la forma más directa, respetuosa y sencilla posible.

Acepta la crítica

Muchas veces nos cuesta trabajo escuchar nuestros defectos o fallas, pero la crítica constructiva es fundamental para nuestro crecimiento profesional. Hay ocasiones en que los comentarios que nos hacen nos pueden parecer injustos, pero es importante que trates de entender de dónde vienen. Haz un análisis de la critica recibida y si quieres hacer algunas aclaraciones hazlo de una manera educada y tranquila.

Termina en buenos términos

Si ya estás teniendo una conversación abierta y sincera te recomendamos expresar todas tus dudas, inquietudes y sentimientos. Nunca te quedes con palabras en la boca ya que éstas solamente harán que el conflicto vuelva a surgir. Ambas partes deben estar tranquilas y deben saber agradecerle a la otra persona su tiempo e interés. Esta muestra de respeto y apertura es la base para establecer una mejor relación.

Tip: Para tener una buena comunicación en el trabajo es crucial que siempre termines en buenos términos.

Como puedes ver, la clave para tener una buena comunicación en el trabajo está en saber escuchar, mantener una actitud abierta, saber aceptar la crítica y siempre terminar en buenos términos. Al tener una comunicación efectiva con tus compañeros de trabajo, clientes y jefes lograrás ser mucho más productivo y exitoso.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *